WonkaPistas

23.6.05

La "sorprendente vigencia" de los estereotipos

Sólo a un psiquiatra (o a un sociólogo) se le ocurriría sorprenderse por la vigencia de los (supuestos) estereotipos tradicionales sobre la sexualidad del varón y de la mujer. ¡Con todo lo que ha cambiado el mundo en las últimas décadas! Sí, ha cambiado, pero a mí no me extraña nada una de las conclusiones del estudio cualitativo sobre sexualidad de jóvenes de 16 a 19 años que acaba de publicar la FAD (texto aquí en pdf, gratis):

"Según el estudio, los varones esperan de la relación sexual sólo la posibilidad de poder ponerla en marcha. El que se pueda establecer contacto con una chica con cualidades físicas por encima de la media supone un valor añadido, pero no una cuestión de partida innegociable. Por el contrario las chicas esperan, de cara a sus posibles relaciones sexuales, una complicidad emocional, sentirse entendidas, estimuladas afectivamente, cierta camaradería y capacidad de atracción.

De ahí que los temores de chicos y chicas sean radicalmente distintos. Los adolescentes temen “no dar la talla” y las adolescentes no ser suficientemente atractivas, sentirse rechazadas, verse frustradas en su expectativa de relación emocional y la inestabilidad y/o infidelidad del varón."

Y digo que no me extraña habiendo leído una magnífica obra que he citado varias veces últimamente, The evolution of desire, de David M. Buss, un excelente compendio de todo lo que la psicología evolucionista puede aportar al estudio del mating ("apareamiento") humano. En dicha obra, está claro que lo que psiquiatras como el director técnico de la FAD (o casi cualquier sociólogo) consideran estereotipos son, en gran medida, rasgos psicológicos producto de la evolución natural de nuestra especie, los cuales, obviamente, no pueden cambiar en una generación (ni en muchas). Una especie de síntesis de sus argumentos, en este artículo.

3 Comments:

  • Vaya, me alegra encontrar por fin algún estudio de eso que llaman ciencia social positiva que aún conserve un cierto contacto con la realidad. Me imagino que a su pobre autor lo crucificarán las feministas. Pero ni todas ellas juntas, ni el mester de progresía en pleno, conseguirán, por mucho que bramen, que lo que dice ese estudio deje de ser verdad.
    Mónica

    By Anonymous Anónimo, at 6/23/2005 8:22 p. m.  

  • En la misma línea, y contado de una manera muy brillante, se puede leer el resumen de estudios evolucionistas sobre las relaciones en Steven Pinker ("How the Mind Works"), que está traducido al castellano. Es algo tan obvio, tan evidente y tan intuitivo que el mismo autor tuvo que escribir otro libro, "The Blank Slate" (también traducido) para analizar cómo es posible que tantos sociólogos, psicólogos y psiquiatras no puedan aceptarlo y el éxito de sus teorías sin base empírica.

    By Anonymous Anónimo, at 6/23/2005 8:38 p. m.  

  • Este tipo de estudios y análisis deberían ser de lectura obligada para los amantes de la naturaleza y defensores a ultranza de la misma; lo natural es bueno hasta cierto punto y en ocasiones, la naturaleza también tiene sus cosas malas. Hay un modo más fino de decirlo en Pinker, otro día pillo la cita y se la cuento a Vds. porque imagino que Pistas seguirá dándonos más de las mismas en estos temas.

    By Blogger Salvatierra de Barros, at 6/24/2005 7:25 p. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home