WonkaPistas

25.6.05

Traducciones

Este sábado, la prensa española se ha hecho eco de las palabras del Papa Benedicto XVI en su primera reunión con el Presidente de la República italiana. En sus noticias, y muchos en sus titulares, han afirmado que el Papa ve legítimo un “sano laicismo del Estado”. Otros han hablado de la legitimidad de una “sana laicidad del Estado”.

¿Son la misma palabra “laicismo” y “laicidad”? Por lo pronto, “laicidad” no aparece ni en el DRAE ni el María Moliner (en la edición que tengo en casa, la de 1990), pero sí en el diccionario de uso Clave (de SM), que, por cierto, está en línea (se lo recomiendo). “Laicismo” aparece en los tres, en un significado neutro referido a la doctrina que promueve la separación de Iglesia y Estado. En Clave se dice que "laicidad" es el "carácter de la persona, de la sociedad o del Estado que son independientes de la influencia religiosa". De todos modos, “laicidad” sí es un término al uso, sobre todo, creo, en el mundo católico. Una búsqueda de la palabra en Internet arroja sobre todo resultados referidos a páginas católicas o a textos de teólogos y pensadores de esta religión. Y no son pocos resultados (28.600 frente a 47.400 para “laicismo”).

A mí, mero hablante de la lengua, y sin ninguna formación filológica, me suena mejor “laicidad”, pues me parece más neutro, quizá porque el sufijo “-ismo” me recuerda demasiado a formas de activismo (vaya, otra vez el sufijo) político. Una traducción “directa” (saltándose los diccionarios) de lo que, al parecer, dijo el Papa llevaría a “laicidad”, por mor de mantener la distinción que se hace en italiano. Según el diario La Repubblica, “Il Papa ritiene "legittima una sana laicità dello Stato"”.

No dijo, pues, “laicismo”. En italiano, “laicità” se refiere a “l’essere laico; l’essere ispirato al laicismo: sostenere la l. della scuola pubblica, dello stato”. “Laicismo”, en su acepción aquí pertinente, tiene el significado de: “corrente di pensiero che rivendica l’autonomia dello stato dall’autorità ecclesiastica sul piano politico, sociale e culturale”.

Ya les digo, a mí, aplicado al caso del que estamos hablando, me suena mejor “laicidad”: la laicidad del estado, el estado laico; y no el estado como promotor del laicismo. Según el corresponsal del ABC, “laicità” es un neologismo, usado a propósito, para distinguirlo de “laicismo”. El País también ha hecho especial mención de la frase del Papa, aunque ha traducido “laicismo”. Se ha fijado, más bien, en el adjetivo “sano”, que habría (no dice entre quiénes) suscitado “comentarios, porque sugería la existencia de laicismos malsanos”.

Supongo que va en gustos, pero miren de qué manera tan poco previsible se han alineado los periódicos y las agencias al traducir la palabreja. Han traducido “laicità” por “laicidad”: La Razón, ABC (con matices), ACI Prensa (de orientación católica), Europa Press e Hispanidad (y quizás alguno más). Y han traducido “laicismo” la amplia mayoría; entre ellos: EFE (no encuentro el vínculo, pero si se fijan en los periódicos que se refieren a ella como fuente de la noticia, verán que el término que usan es laicismo), El País, La Vanguardia, La Voz de Galicia, 20 minutos, El Mundo y El Correo. Libertad Digital se ha inclinado finalmente por “Estado laico” (tras comenzar con "laicismo", probablemente por limitarse a reproducir una nota de agencias).

¡Cuán cargadas vienen a veces las palabras! ¡Y cuánto cuesta descargarnos de ellas!

3 Comments:

  • Desde luego, se les dan mal las lenguas itálicas... Primero el nunc dimittis y ahora esto.

    By Blogger Marzo, at 6/25/2005 7:55 p. m.  

  • Diría que hay que ir al francés, que siempre es más fino en estas definiciones y es una cultura que ha reflexionado más sobre ciertos temas, para encontrar las diferencias no solo históricas entre ambas palabras laïcisme y laicité. Y parece que tu deducción es la correcta, como no podría ser de otra manera. Además, es bastante curioso como laicismo ha acabado significando "lo contrario" de su significado originario.

    Parece que, en general, los nombres en -dad no parecen entenderse mucho por estos lares. Por ejemplo, el mismo Arcadi Espada, el 4 de mayo, da una lección de su ignorancia sobre las diferencias/semejanzas entre nación y nacionalidad: "En realidad nacionalidad no ha significado nunca nada.Nada que no aluda a los naturales de una nación." Pues va a ser que el problema és que él no sabe qué significa nacionalidad y deduce que es un invento de la conjura judeo-masónica-nacionalista; si vamos al diccionario francés de referencia, todo queda un poco más claro: nationalité

    By Anonymous RMF, at 6/26/2005 9:18 a. m.  

  • Pues sí ayuda ir al francés. Además, son los franceses los que han de saber diferenciar entre ambas palabras. Por cierto, al olisquear en las definiciones de nación y nacionalidad del Trésor, he encontrado una estupenda definición ¿marxista? de nación:

    "Groupe humain stable, établi sur un territoire défini constituant une unité économique, caractérisé par une auto-conscience ethnique (marquée par l'idée de la communauté d'origine et de destinée historique), une langue et une culture communes, formant une communauté politique personnifiée par une autorité souveraine et correspondant à un stade évolué du mode et des rapports de production."

    Me refiero, sobre todo, al final "correspondiente a un estadio evolucionado del modo y las relaciones de producción".

    By Blogger Wonka, at 6/26/2005 10:15 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home