WonkaPistas

25.3.09

El turismo, también de capa caída

La recesión española (y mundial) acaba por notarse en todos (o casi todos) los sectores de la economía. No iba a ser menos el turismo, una de las ramas de la economía más importantes para España. Hace un par de días nos contó el INE que el número de viajeros alojados en establecimientos hoteleros en febrero de este año había caído casi un 15% en comparación con los datos de febrero de 2008. ¿Es eso mucho, poco...? Es mucho, muchísimo. Como verán a continuación, una caída de ese nivel no se daba, probablemente, en treinta años.

Con un poco de cuidado pueden reconstruirse los datos mensuales de viajeros alojados en establecimientos hoteleros, al menos, desde el año 1975 (usando los datos más recientes disponibles directamente en la página web del INE y los más antiguos de los anuarios estadísticos del INE, también en su página web). El único problema es que hay, al menos, cuatro maneras distintas de contar los datos, pues el criterio ha cambiado varias veces (quizá alguna más, pero sólo he podido asegurarme de tres). Véanlo.


Como se observa, las series se "rompen" en 1991, 1998 y 2006. Lo saltos quizá se ven mejor con datos anuales:


En todo caso, excluyendo los meses de los años en los que se pasa de un criterio a otro, podemos medir la variación interanual dentro de cada una de esas series. Teniendo en cuenta que los cambios de serie no coinciden con momentos de caída de la demanda turística y suponiendo que, grosso modo, están midiendo lo mismo (viajeros alojados en hoteles), podemos hacernos una idea de si la caída actual, de enero y febrero es llamativa o no en términos "históricos". Sí que lo es:


La caída en febrero de 2009 ha sido del 14,7%. En la serie de datos no se encuentra una caída similar hasta septiembre de 1979 (-15,6%). Hay algunas caídas que parecen tan relevantes como la de febrero, pero no son comparables, pues corresponden a los meses de abril o marzo en los años en los que la Semana Santa cae en un mes distinto al año anterior, como, por ejemplo, en 2008. La caída en esos meses de marzo o abril se debe a que hay menos días de vacaciones disponibles en el mes.

Todavía no estamos en los ritmos de caída máximos, los de octubre de 1978 (-26,1%), pero la evolución de esta serie, y del resto de los datos de la economía española y mundial, hacen sospechar que nos acercaremos bastante en los próximos meses.

So it goes.

Etiquetas: , ,

1 Comments:

Publicar un comentario en la entrada

<< Home