WonkaPistas

10.1.07

Donantes de órganos en España, de 1991 a 2006 (gráficos curiosos XLIII)

Cumpliendo con un ritual que se repite, al menos, desde los últimos tres años por estas fechas, el Ministerio de Sanidad ha dado a conocer las cifras de donación de órganos en el año 2006. Como este año han caído las cifras (un 2,4%) no toca mencionar la variación anual en el titular de la nota de prensa (como sí se ha hecho en años anteriores: 2006, 2005), pero no hemos de extrañarnos por ello. Lo que a mí me llama la atención de las cifras del último lustro y pico es que sugieren un estancamiento de la tasa de donantes por millón de habitantes, como puede verse en el siguiente gráfico.



La trayectoria creciente de la tasa por millón de habitantes se detuvo hacia 1999 y escasamente se ha recuperado después. Quizá sea cierto lo que dice la Ministra en la nota de prensa y la caída de 2006 se deba al menor número de víctimas en accidentes de tráfico. El estancamiento de las tasas de los años anteriores también ha podido deberse, en parte, a lo mismo: probablemente, ha seguido creciendo el número de donantes mayores, no fallecidos en accidente de tráfico, pero, al no crecer, o caer, el número de donantes fallecidos en estos accidentes, la cifra de donantes no ha aumentado tanto como la población. Consecuencias negativas en una política (la de transplantes) de resultados positivos en otra (la de tráfico). Nunca se puede estar del todo contento.

6 Comments:

  • "Ojo al dato" (por si es consuelo): en México hay 2.9 donantes por cada millón de habitantes al año. El estado mexicano con más donantes tiene 13/(millón.año).

    By Anonymous Anónimo, at 1/11/2007 11:06 p. m.  

  • Soluciones hay dos, como siempre con el Estado de Bienestar: o bien llevas a cabo una campaña poco invasiva para convencer a la gente de que tiene que donar sus órganos, o bien obligas a que éstos sean donados. Obviamente, la cultura española (y cualquiera) no está adaptada a este nivel de pragmatismo que la mayoría considerarían feroz y muchos lo verían como la excesiva intervención del estado en la libertad individual y demás. Así pues, sólo nos queda intentar convencer a los mayorcitos y educar a los pequeños en lo realmente beneficioso que es convertirse en donante de órganos, añadiendo, si es menester, que en ningún sitio pone que sin pulmones no te dejen entrar en el cielo. Aunque me temo que las pocas ganas de que a la mayoría les toquen el cuerpo después de muertos están muy arraigadas; y, por otra parte, muy poca gente sabe de la posibilidad de sacarte el carnet de donante, y cuando a un familiar cercano le viene un médico a los pocos minutos del fallecimiento de su hermano, hija, padre o lo que sea a preguntarle si le puede sacar los hígados, pues lo manda (obviamente) a tomar por culo. Así que se trata de fomentar que la gente se declare donante "en vida". Luego, cuando el sentido común gane la partida, ya veremos si se hace obligatorio (o semi-obligatorio, es decir: con posibilidad de objeción personal o familiar bien fundamentada).

    By Anonymous Anónimo, at 1/13/2007 4:03 p. m.  

  • El estancamiento de las tasas de los años anteriores también ha podido deberse, tambien, a un control mas riguroso de los procedimientos de donacion.

    By Anonymous Anónimo, at 1/13/2007 8:51 p. m.  

  • Las donaciones subieron en su momento tanto porque hay más gente dispuesta a donar (y los protocolos de demanda se han trabajado mucho en los hospitales) como a la utilización de donantes cada vez mayores .... pero ambas cosas tienen un límite. En teoría se podrían conseguir más órganos pero la ONT no ha utilizado, hasta ahora, todos los resquicios legales para ello (y espero que no lo haga nunca). Si una persona desea ser donante y lo ha manifestado así pero sus allegados se oponen no se procede a practicar la donación (por ejemplo).

    Mucho tiempo sin visitar la página, problemas con internet en casa .... ahora una breve incursión desde el trabajo. ¡Siempre tan a gusto leyendo los comentarios que haces!.

    By Blogger Salvatierra de Barros, at 1/16/2007 8:47 a. m.  

  • ¿Y por qué se respeta el deseo de sus allegados? No lo entiendo, ¿no debería respetarse en un primer momento el deseo de la persona a la que afecta directamente el asunto, a pesar de que esté ya muerta? O incluso con más motivo si lo está, como señal de respeto.

    Por lo demás, yo sinceramente sí espero que llegue el día en que un cambio de valores en la sociedad dé lugar a la posibilidad de que todos los órganos sean donados, exceptuando, como comenté, objeciones de conciencia expresas de carácter justificado (y ni aún así estaría de acuerdo, pero no es cuesión de ponernos demasiado nazis).

    By Anonymous Anónimo, at 1/16/2007 10:10 p. m.  

  • Anda, pues ahora que te leo, resulta que a mi, leyendo la nota de prensa, me extrañó que el cálculo de donantes se haga como el de trasplantes, por millón de personas, y pensaba que así siempre puede ser que un país tenga mejor tasa de donantes pmp que otros por el simple hecho de tener un crecimiento vegetativo menor. Lo mismo sería aplicable para la evolución dentro de un país ¿No? Es decir, que es posible que el estancamiento en España se deb a un descenso de la mortalidad general (dentro estaría la de tráfico)junto con un aumento de la natalidad respecto a años anteriores al 1999, es decir, a un cambio en la pauta de crecimento vegetativo desde ese año. Se me ocurrió escribirle a Matesanz, que dirige la ONT preguntándole por qué se calcula pmp y me contestó diciendo que se hace así para poder comparar con países cuyas estadísticas de mortalidad son inexistentes o se retrasan mucho. No es que acabe de entender esta explicación, sobre todo cuando la comparación se hace con países europeos, Cánada o USA, y por otra parte, supongo que lo prioritario es conocer la evolución dentro de cada país ¿No?. Entonces ¿No sería más aproximado utilizar como denominador el número de fallecidos? ¿Alguien sabe otras razones por las que este indicador no se calcule así?

    Gracias
    Isabel

    By Anonymous Anónimo, at 1/29/2007 2:53 p. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home