WonkaPistas

4.2.10

La percepción de la situación económica española según tres fuentes

Contamos, al menos, con tres fuentes de encuesta para seguir la percepción de los españoles acerca de la situación económica, tanto la actual (en comparación con el pasado) como la futura (la del año próximo).

La serie más prolongada es la de la Encuesta de consumidores de la Unión Europea, elaborada por la DG de Asuntos Económicos y Financieros (DG ECFIN) y tiene datos desde 1986 (datos, metodología). Se utiliza para elaborar un indicador de confianza del consumidor. La encuesta se lleva a cabo mensualmente sobre una muestra representativa de la población de 16 años o más, a la que se entrevista en el domicilio. El tamaño de la muestra es de unos 2.000 individuos. La pregunta sobre la situación actual reza algo así como (mi traducción): ¿Cómo cree que ha cambiado la situación económica general en el país en los últimos doce meses?. Y admite las respuestas: ha mejorado mucho, ha mejorado un poco, ha permanecido igual, ha empeorado un poco, ha empeorado mucho, ns/nc. La pregunta sobre el futuro dice así (también mi traducción): ¿Cómo espera que se desarrolle la situación económica general en este país en los próximos doce meses?. Y se responde: mejorará mucho, mejorará un poco, permanecerá igual, empeorará un poco, empeorará mucho, ns/nc.

La segunda serie, por duración, es la que procede de los barómetros mensuales del CIS (datos, metodología), con datos desde 1996. Esta encuesta se aplica mensualmente (menos los meses de agosto) a una muestra representativa de la población de 18 años o más, a la que se entrevista en su domicilio. El tamaño de la muestra casi llega a 2.500 individuos. La pregunta sobre la situación actual es: Refiriéndonos a la situación económica general de España, ¿cómo la calificaría usted?. Y admite las respuestas: muy buena, buena, regular, mala, muy mala, ns/nc. La pregunta sobre el futuro dice: Y, ¿cree usted que dentro de un año la situación económica del país será mejor, igual o peor que ahora?. Las respuestas: mejor, igual, peor, ns/nc.

La serie más corta es la del Instituto de Crédito Oficial (datos, metodología), con datos desde septiembre de 2004. Se utiliza para elaborar un indicador de confianza del consumidor. También se aplica mensualmente, a una muestra de 1.000 individuos de 16 años o más, a la que se entrevista por teléfono. Las primeras 400 entrevistas se hacen a individuos que ya contestaron la encuesta seis meses antes. Las 600 restantes completan la muestra. La pregunta sobre la situación actual es: ¿Considera usted que la situación actual de la economía española es mejor o peor que hace seis meses?. A ella se responde, parece: mejor, igual, peor, ns/nc. La pregunta sobre el futuro dice: ¿Considera usted que la situación de la economía española dentro de seis meses será mejor o peor que la actual?. Y se responde: mejor, igual, peor, ns/nc.

Como se ve, las preguntas no son idénticas, aunque tienden a medir, las unas, un juicio sobre la situación actual de la economía española, implícita o explícitamente comparada con la del pasado, y las otras, una expectativa sobre la evolución futura, a un año o a medio año. Las muestras son bastante parecidas en términos de edad, aunque no por su elaboración o por el método de recogida de datos (una es telefónica, las otras dos son presenciales).

Con esas preguntas, las tres organizaciones elaboran sus propios indicadores, generalmente por un procedimiento que, básicamente, implica sumar las respuestas positivas y restando las negativas, ponderando ambos tipos de respuestas según el grado de positividad o negatividad (mucho, poco...), en su caso. La DG ECFIN, por su parte, presenta los datos corregidos de estacionalidad, lo que no ocurre en los otros dos casos.

Como resultado, tenemos tres índices distintos para cada una de las dos medidas (situación actual, situación futura), con medidas no compatibles entre sí, aunque los gráficos de evolución de esas medidas, en un primer (o segundo) vistazo, sugieren que los índices se mueven de manera similar y, por tanto, grosso modo, miden lo mismo.

En los dos gráficos siguientes les ofrezco una comparación de esos índices para el periodo que tienen en común (septiembre de 2004 a enero de 2010), aprovechando que los últimos datos mensuales se han publicado recientemente (los del CIS, hoy; los del ICO, ayer; los de la DG ECFIN hace pocos días). Para poder compararlos mejor, he convertido todos los índices a una misma base, que vale 100 en el mes de septiembre de 2004. Eso no quiere decir que sean perfectamente comparables, pero lo son más que si los tuviéramos con sus valores originales.

Comenzamos por el indicador de la situación actual. Ya saben, hagan click en el gráfico para ampliarlo.


La historia que cuentan los tres indicadores es, básicamente la misma, con alguna variación. La percepción se mantiene en niveles similares hasta, más o menos, junio o julio de 2007. Desde entonces, empeora mucho, hasta niveles mínimos (históricamente, como puede comprobarse con los datos de la DG ECFIN, y como mostré en tiempos), más rápido en la serie del ICO que en las otras dos. Después se estabiliza en niveles muy bajos, antes en el caso del ICO, después en los otros dos, o, en el caso del ICO, vuelve a niveles algo superiores, todavía muy por debajo de los de septiembre de 2004.

La historia también es parecida, con sus variantes, para el caso de las expectativas sobre la situación económica futura.


De nuevo, esas expectativas permanecen más o menos estables durante casi tres años hasta que empiezan a caer, más o menos, hacia junio/julio de 2007. No parece una caída tan pronunciada como la de la percepción de la situación actual, aunque, de hacer caso a la serie de la DG ECFIN, mandó al indicador a mínimos históricos. Tampoco parece tan continuada. En este caso, el odd man out parece la serie del CIS, caminando más acompasadamente entre sí las dos restantes. En cualquier caso, todas reflejan una recuperación de las expectativas a partir de inicios de 2009, más o menos cuando el juicio sobre la situación actual había tocado fondo (o estaba a punto de hacerlo). La gente debió de pensar que a peor era imposible ir...

Esa recuperación se detuvo y los indicadores parecen haberse estabilizado en niveles muy cercanos a los del comienzo del periodo que consideramos aquí.

Ahora les toca a ustedes, lectores, interpretar todo esto. Pueden fijarse, como muchos hacen, en el ruido de uno o dos datos mensuales o adoptar una perspectiva un poco más distanciada. Ya saben cuál prefiero yo.

Etiquetas: , , , , ,

4 Comments:

  • Sospecho que las gráficas volverán a enfilar la cuesta abajo en cuanto reflejen el pésimo mes de enero que hemos vivido: Los pensionistas ven bajar su pensión real, al ascender las retenciones. Muchos asalariados, también. Y el desempleo enfila hacia arriba irremediablemente. A eso se une ahora el descrédito financiero internacional de los PIGS, de los cuales somos nosotros la punta de lanza.

    Se acabó definitivamente el crédito. España ya no lo tiene.

    By Blogger José L. Salvador, at 2/04/2010 11:31 p. m.  

  • crees tú que los espanoles nuevamente emigren debido a la mala situación económica?

    en noviembre tuve que viajar a Chile por trabajo y por un GRAVE ERROR nos mandaron en Iberia (nunca había vivido nada tan malo) y el avion iba lleno de espanoles de sexo masculino relativamente jóvenes y con la típica apariencia de guest workers...

    crees/n que también vendrán a Alemania, nuevamente a trabajar? en masa?

    saludos!

    By Blogger Marta Salazar, at 2/14/2010 10:12 a. m.  

  • Marta,

    No creo que los españoles jóvenes emigren sustancialmente más de lo que lo vendrían haciendo en los últimos lustros. No lo hicieron con la crisis de los noventa, por lo que no creo que vuelvan a hacerlo ahora, teniendo en cuenta que la tasa de paro es actualmente más baja. Además, tampoco está la situación fuera como para emigrar, ni siquiera en Alemania :-)

    By Blogger Wonka, at 2/14/2010 10:21 a. m.  

  • Alguno interpretará (cuadro 2) que o somos unos optimistas natos o no se entiende cómo podemos esperar que las cosas mejoren en los próximos 6 meses en niveles similares a 2004. Pero, claro, no significa que esperemos volver a lo de 2004, sino que confiamos en mejorar tanto como lo esperábamos entonces, aunque ahora desde los actuales niveles, lo cual no parece difícil: sería terrible ir a peor. En cuanto al Cuadro 1, muy interesante, demuestra que la mayoría sabe dónde estamos.

    También parece evidente que el ICO debería dejar de gastar en estudios tan poco precisos.

    By Blogger FRANESCO, at 5/02/2010 2:22 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home